2.4 El secreto: vaciar tu RAM

2.4 El secreto: vaciar tu RAM

No hay truco. Pero, como en la buena magia, es tan evidente que pasa desapercibida. Lo que ocurre es que al guardar tus pensamientos en un lugar fuera de tu cerebro en el que confías, ¡puf! te queda ese espacio libre.

Es como la RAM de un ordenador. Cuando cargas un programa y otro y otro, la memoria volátil RAM (no es que vuele, es que es un almacenamiento temporal) se llena y el ordenador empieza a ir más lento.

Incluso puede encallarse. Ese es el estado “normal” de los sistemas operativos Windows y de los cerebros del personal.

Como decía, liberar un poco de RAM se nota, liberar un poco más se nota (más) y la meta es solo usar un programa a la vez, o sea pensar en una cosa a la vez. Nivel láser. “El Secreto” en práctica. Relajado y sin estrés.

En este punto ya deberías estar convencido que has hecho una buena compra con este manual, pero es que hay más.

Al final, querrás recompensarme de una forma generosa y yo te daré ideas para que puedas hacerlo. Para que puedas sentir el placer de los agradecidos.